El misterioso revólver con cámara fotográfica incoporada.

Ya ha quedado claro varias veces en este blog que el ser humano tiene ocurrencias inimaginables. En entradas como esta, esta y esta, se puede ver a qué me refiero.


Lo triste de esto es que parece que estas ideas sólo surgen en entornos de violencia. Claro ejemplo es el invento que voy a mostraros en esta entrada. Además de violento y morboso, sus orígenes no están claros, lo que lo hace más misterioso. Al lío.

En este caso estamos hablando de un objeto. Un invento que mezcla dos cosas muy dispares para dar lugar a algo sin mucha explicación: un revólver con cámara de fotos incorporada.

No sé a ustedes, pero a mi me resulta siniestro. El artefacto se puede encontrar en el Spaarnestad Photo, el archivo holandés de fotografía. 

De las pocas cosas que se saben de él, es que el pequeño carrete de la cámara tenía capacidad para tomar 6 instantáneas, tantas como balas tenía el tambor del arma. Los negativos quedaban listos para su posterior procesamiento dentro de la camarita, y tenían un tamaño muy reducido, de menos de 1 centímetro (sí, a mi también me recuerda a las palomas fotógrafas de Julius Neubronner).

También hay que añadir que el obturador se accionaba con el gatillo, por lo que cada vez que se disparaba, se tomaba una fotografía. He leído por ahí que podía servir para la policía, en caso de que al disparar a un delincuente, éste escapara.

Yo no puedo evitar imaginarme fines mucho más morbosos (como las mafias enviando las fotos a las familias de aquéllos a los que asesinaban, como prueba del delito).

En el archivo fotográfico holandés no se explica casi nada del invento, dejando la cosa a merced de la imaginación de cada uno.

Hay pocas fotos del arma. En ellas podemos hacernos a la idea de cómo funcionaba. Aquí las tenéis:



 

La primera foto de esta entrada, si os fijáis bien, tiene abajo a la izquierda una serie de fotos pequeñas. Como os imaginaréis, forman parte de un carrete completo. Como se ven muy pequeñas, las he ampliado, y aquí os las muestro:

Espero que esta fotos se hicieran con el arma descargada, ¿no?

*Fuente de las fotografías: Spaarnestad Photo.

Pues nada, hasta aquí esta entrada. No podéis negar lo extraño y misterioso de la misma, justo los ingredientes que más me gusta usar en el blog.

Un saludo,



EduPE.

Entradas populares