Topsy, la elefanta electrocutada por Edison.

Queda claro leyendo lo que por aquí publico, que los animales suelen ser protagonistas con bastante asiduidad. Ya sean héroes, mártires o los malos de la película, perros, gallinas e incluso dinosaurios se han paseado por estas páginas. Lo del día de hoy también versa sobre animales, sobre una elefanta para ser exactos. Pero si te digo que ésta fue asesinada por Thomas Alva Edison, la cosa se vuelve interesante, ¿no? 


¡Te invito a seguir leyendo la trágica historia de Topsy!

 Nuestra protagonista nació en 1875, y trabajó en el Forepaugh Circus de Coney Island. Con sus tres toneladas de peso, era una de las mejores atracciones del circo. Pero aunque pudiera parecer un animal manso y obediente, durante los años que desempeñó estas labores de entretenimiento llegó a matar a tres hombres.

En el último de estos ataques de locura, el animal arrolló a su propio entrenador, quitándole la vida. Aunque pueda parecer horrible, según lo que se lee por ahí, parece que la fiera tenía sus propias razones, pues dicho individuo no era todo lo bueno que cabría esperar, habiéndola hecho incluso masticar colillas encendidas en alguna ocasión.

Fue en este momento cuando el personal del circo decidió acabar con Topsy. Probaron de diversas maneras, pero todas ellas resultaron infructuosas. Ante esto, se les ocurrió la macabra idea de sacar tajada con el tema y anunciar el ahorcamiento público de la elefanta. Por un módico precio, claro.

Ante este anuncio de crueldad gratuita (no tan gratuita para los asistentes, realmente), la American Society for the Prevention of Cruelty to Animals, una asociación en contra de la crueldad hacia los animales, formuló sus protestas correspondientes, instando al circo a cambiar la forma de ejecución del animal a otra menos cruel.


Aquí es donde entra en escena el importantísimo inventor Thomas Alva Edison. Hay que aclarar que el mismo llevaba años sumido en una batalla propagandística conta su competidor Nikola Tesla para hacerse con el control energético de los Estados Unidos. El primero defendía las bondades de la corriente continua (DC), mientras que el segundo hacía lo propio con la corriente alterna (AC).



¿Y qué mejor manera para descreditar el sistema eléctrico de Tesla que usándo la Corriente Alterna para electrocutar a un elefante delante de cientos de personas? 

Si la cosa salía bien, nadie querría meter en sus hogares algo capaz de matar a un ser vivo de semejante tamaño.

Y así lo hizo. El 4 de enero de 1903, Thomas Alva Edison, ataviado con una cámara de vídeo y con la ayuda de sus técnicos, electrocutó en público a Topsy. Por el cuerpo de la bestia cruzaron miles de voltios que, en cuestión de segundos, acabaron con los 28 años de vida de la elefanta.



Para hacer esta entrada más cruda, si cabe, Edison grabó el proceso, titulando el vídeo "Electrocuting an elephant". Gráfica cuanto menos la manera de mostrar al gran público las maldades de la Corriente Alterna. Aquí os dejo el desagradable vídeo:



Bueno, espero que hayáis aprendido algo nuevo, al igual que espero esta vez, que la entrada (no) os haya gustado. 

Un saludo, 


EduPE.